Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
ASOCIACIÓN RUMIÑAHUI HISPANO ECUATORIANA
España

Madrid, 26 deOctubre del 2004

NOTA DE PRENSA Nº 09
 

ASOCIACIÓN RUMIÑAHUI APOYA EL PASO DADO POR GOBIERNO PARA NORMALIZAR SITUACIÓN DE INMIGRANTES

Madrid, 26 de Octubre de 2004
HORA:20:00

Las Asociación Rumiñahui Hispano Ecuatoriana, considera que las nuevas medidas acordadas por el gobierno, empresarios y sindicatos constituyen un paso positivo para la normalización de los inmigrantes que se encuentran sin papeles en España.

Sin embargo, entendemos que estas medidas están condicionadas a las necesidades de los empresarios y al trabajo efectivo de las instituciones del Estado que participan del tema migratorio, para que este proceso funcione. Por ello queremos advertir las siguientes sugerencias y opiniones:

Según lo acordado por gobierno, empresarios y sindicatos, este proceso está  condicionado a la buena voluntad que deberían tener los empresarios para contratar a las personas que se encuentran en situación irregular. Esperamos que tal acuerdo no quede en letra muerta  y que se contraten a los inmigrantes con todos los derechos y deberes enmarcados en los convenios laborales vigentes. No queremos que de ahora en adelante los empresarios salgan y digan que todas sus ofertas de empleo están cubiertas y que no necesitan personal, cuando todos sabemos que la realidad no es así.

Igualmente detectamos que el empleador, es el responsable para que se agiliten los trámites debido a que es el quien deber dar el alta al trabajador en el periodo de un mes. Creemos necesario que, para que no se cometan los abusos que hasta el día de hoy se han cometido por parte de ciertos empleadores y empresarios que no cumplen con esta obligación, se reconozcan y se den a los inmigrantes todas las facultades y garantías para que, en el caso de no ser así, las denuncias que las efectúen, tengan una resolución favorable para el empleado. En este punto los sindicatos y las instituciones tienen mucho trabajo por hacer.

Por parte de la administración, el gobierno debe garantizar que todos estos procesos sean atendidos en el tiempo previsto y que los inmigrantes no se encuentren con trabas burocráticas y con sobrecarga de papeles, que les impida normalizar su situación. Los resguardos que se les entreguen tienen que permitirles acceder a un trabajo o justificar sus trámites, porque como ya es conocido en los procesos anteriores, los trámites tardaron demasiado ante el volumen de personas que se acogieron a estos procesos, quedando fuera de ellos miles de personas. Por ello, es importante la dotación de personal suficiente, el apoyo de las organizaciones sociales y, el desarrollo transparente y eficaz de la administración.

Todo este trabajo permitirá que los contratos por régimen general (nominativos), los contingentes y los temporales, puedan cumplir con sus objetivos. También es necesario adecuar el trabajo de los órganos del Ministerio de Trabajo para que las pruebas necesarias para justificar las relaciones laborales (actas de inspección y las resoluciones judiciales), cumplan con su cometido y no constituyan una traba para el inmigrante o un requisito difícil de conseguir. Las inspecciones de trabajo y  una pronta resolución de las denuncias, ayudarían al proceso.

Vemos necesario también, que dentro del nuevo órgano de consulta, participen las asociaciones de inmigrantes como entes de interlocución entre gobierno e inmigrantes; porque es visto y detectable, que en todos los acuerdos, los que justamente sufren en carne propia las dificultades que acarrea la inmigración, no hayan sido invitados a prestar sus sugerencias.

Creemos que tanto los procesos de régimen general (contratación nominativa), contingente y temporada deben funcionar de acuerdo a las necesidades reales del mercado y al buen funcionamiento de los órganos estatales de colocación de empleo distribuidos en toda la geografía. Es necesario explicar cuáles son los empleos de difícil cobertura, porque en ellos, no pueden incluirse los “trabajos basura” que son justamente los susceptibles a irregularidades y explotación por parte de los empleadores.

Los inmigrantes que tengan una cualificación demostrable en una función específica, sea cual fuere, tienen que tener esa posibilidad de acceso en igualdad de condiciones para desterrar la idea de trabajadores “a la carta”.

Respecto al contingente, creemos necesario que se opere de manera efectiva en los países de origen, sobre todo en lo que a selección del personal se refiere, porque las irregularidades que se han detectado, han permitido acrecentar un caldo de cultivo para las mafias. Se debería hacer un trabajo transparente, tanto con las autoridades del país de origen, como en las embajadas españolas y en las empresas contratantes. La exigencia de visados ha ocasionado grandes problemas a personas que están fuera de algún proyecto migratorio, colocando en el mismo saco a todo el mundo.

Respecto al tema de reagrupación familiar, queda por demás el control de los ayuntamientos en el tema de vivienda, porque todos sabemos que este no es un problema exclusivo de los inmigrantes, sino de toda la sociedad. Quienes apuestan por una reagrupación familiar, son justamente aquellos que ya tienen una estabilidad laboral y económica. Esto es necesario, para prevenir abusos de violación de datos personales, que alguna vez ya se anunció por parte de las autoridades.

Estamos concientes, como organización y como personas, que este paso dado por parte del Gobierno, es un “gran primer paso”, y que todos los sectores sociales involucrados, colaboraremos para que esto funcione, claro está, con la condición de que se respeten las normas y se cumplan los deberes, tanto de la sociedad de acogida como de parte de los inmigrantes.

Raúl Jiménez Zavala
Portavoz
600 865 113

 

 
©2017 Asociación Rumiñahui. All Rights Reserved.
Crafted with by gmasoft.com

Search